.

Donald Trump Presidente, ¿qué opina el mundo al respecto?

Donald Trump Presidente, ¿qué opina el mundo al respecto? CC0 Public Domain/ pixabay.com / tiburi

El comentario de los enviados de la Fundación Friedrich Naumann para la Libertad respecto de los resultados de las elecciones en los EE.UU.


Luego de meses de una agresiva y sucia campaña electoral que debió marcar significativamente a la sociedad estadounidense, finalmente se ha logrado: los Estados Unidos de América tienen un nuevo Jefe de Estado. Rara vez otros países, sus ciudadanos e incluso los gobiernos mismos, desde la víspera de las elecciones, se habían posicionado de manera tan clara a favor o en contra de alguno de los candidatos. Este hecho hace todavía más interesante la reacción en cada una de las regiones y países del mundo ante los resultados reales de estas elecciones.

 


Los enviados de la Fundación Friedrich Naumann para la Libertad dan una primera aproximación de cuál es el ambiente que se respira en sus respectivos países y regiones

 


Hans Stein

Unión Europea

Hans H.Stein, Director de la Oficina para Bruselas de la FNF


¡No puede ser posible! De manera similar que con el voto por el Brexit, los tomadores de decisión europeos quedaron atónitos. Donald Trump se salió con la suya y se convertirá en el Presidente número 45 de los Estados Unidos de América, así se lo ha demostrado a todo establishment político. La posibilidad de un acuerdo comercial se puede archivar tranquilamente. ¿Qué significa “América primero” en el ámbito de la política exterior y de seguridad?, ¿pedir con firmeza a los aliados de los EE.UU. mayores contribuciones?, ¿el repliegue al caparazón estadounidense?, o ¿una firme demostración de fuerza, de ser necesario incluso militar, a fin de imponer los intereses norteamericanos? El verdadero problema para los europeos es la impredecibilidad de Donald Trump.

 

 

 

klaffCercano Oriente

René Klaff, Director de la Oficina Regional para el Mediterráneo de la FNF


Una malsana alegría, podría ser la descripción más cercana del sentir en El Cairo luego de darse a conocer los resultados de las elecciones. Puesto que aquellos tiempos en los que la política norteamericana hacia Cercano Oriente observaba de manera crítica la vulneración de los Derechos Humanos y el sometimiento de la sociedad civil, y en los que la cooperación con Egipto estaba vinculada a todo tipo de reservas y condiciones, de manera especial respecto de la exportación de armamento, parecen ahora superados.


Donald Trump no sólo ha prometido su apoyo total al curso represivo de la política interna del régimen de Al-Sisi en el combate al terrorismo y en la consolidación política del país, sino que también ha prometido un retorno a la pasada “calidez” en las relaciones EE.UU.-Egipto. De manera especial en Arabia Saudita y en los Estado del Golfo, pero también en Jordania y Marruecos, dominan los sentimientos encontrados respecto del triunfo de Trump. Sus incontables declaraciones sobre la futura política de los EE.UU. hacia el Cercano Oriente y Rusia se perciben aquí como contradictorias y erráticas, no como confiables y orientadas en la búsqueda de soluciones. Sus declaraciones despectivas y en parte racistas sobre árabes y musulmanes han hecho lo suyo para tomar con el debido escepticismo la presidencia de Trump.

 

 

 

 

KitzjpgIsrael

Walter Klitz, Director de la Oficina para Israel de la FNF


Tradicionalmente Israel mantiene buenas relaciones con los Estados Unidos de América, garante de la seguridad del país en una región en crisis. De ahí que Israel en el pasado haya mantenido siempre una política pragmática, independientemente del partido al que pertenezca el Presidente de los EE.UU.


A pesar de las diferencias no carentes de relevancia con la administración Obama, recién hace algunas semanas el gobierno de Netanyahu firmó una prolongación de 10 años del acuerdo de ayuda militar que asciende a 3.5 billones de dólares anuales. Donald Trump aseguró en campaña que la seguridad de Israel representa para él la más alta prioridad. El republicano Trump es cercano al partido conservador Likud, al cual pertenece el Jefe de Estado israelí. Así, sus declaraciones, especialmente respecto de la solución del conflicto palestino-israelí, a partir de la creación de dos Estados, sobre el reconocimiento de Jerusalén como la capital del Estado israelí y la recisión del acuerdo con Irán, han encontrado especial simpatía en el campo conservador de Israel. De manera contraria, sus declaraciones en el ámbito de la política interna respecto de los temas migración y derechos de las minorías, causaron irritación. En conjunto, parece que la situación de partida para un mejoramiento de las relaciones bajo el mandato del presidente electo Donald Trump se vislumbra muy positiva.

 

 

 

Von FreytagRusia

Julius von Freytag-Loringhoven, Director de la Oficina para Rusia y Asia Central de la FNF 


En el Kremlin de Moscú se escuchará el descorche del champán. Aunque Putin no haya manifestado de manera consiente su amplio apoyo a Donald Trump durante la campaña electoral, las simpatías han estado a favor del “Bad Boy” autoritario, quien por su parte, expresó a Putin su admiración. Desde que Hillary Clinton manifestó su apoyo al Euromaidán ucraniano de 2013/14, es retratada en los medios rusos como enemiga de Rusia. No obstante, dudo realmente que un egocéntrico fanfarrón e imprevisible como Trump traiga en efecto, la nueva distención política que el Kremlin espera.

 

 

 


ArmingifChina

Armin Reinartz, experto en asuntos sobre China de la FFN 


Trump es el testigo principal frente al argumento de Pekín, respecto de que EE.UU. y la democracia se fueron a pique. Dado que muchos aspectos de la política exterior norteamericana y también el giro en favor de Asia podrían ser historia a partir de ahora, China tendría la posibilidad de transformar el orden internacional de manera sostenida en su propio beneficio.



No obstante, se teme la desestabilización. Una escalada del conflicto en el Mar de China Meridional, en la península coreana y una remilitarización de Japón se han convertido ahora en una clara probabilidad. Los riegos para la economía china y para la economía mundial en conjunto, son altos. Una parte importante del programa electoral de Trump y su impredecibilidad en la competencia entre las viejas y las futuras súper potencias, representan también para Pekín un problema.

 

 

 



LammjpgMéxico

Birgit Lamm, Directora de la Oficina en México de la FNF


Para México siempre ha sido importante quién tiene la última palabra en la Casa Blanca. Es el vecino del Norte más poderoso y en contraste, el socio comercial más importante de México, alrededor de 12 millones de mexicanos viven en los EEUU.


Durante la contienda electoral de 2016 la situación se tornó diferente: por vez primera los mexicanos se encontraron siendo objeto de campaña en los EE.UU., caracterizados por Donald Trump en la figura del enemigo al llamarlos criminales y peligro para la seguridad de EE.UU., Trump hirió profundamente la autoestima de prácticamente todo un país. Luego de las elecciones presidenciales reina un absoluto sentimiento de resaca. Los más grandes temores de los mexicanos se han vuelto realidad. El cómo se desarrollaran las relaciones bilaterales está totalmente abierto. La retórica de Trump durante la campaña electoral permite esperar un complicado futuro conjunto que podría afectar a ambos vecinos.

 

Legal

Copyright 2013 - Fundación Friedrich Naumann para la Libertad

Contacto

Fundación Friedrich Naumann para la Libertad

Oficina Regional para América Latina
Cerrada de la Cerca 82
Col. San Ángel Inn
01060 México, D.F.
Tel.: +52 55 5550 1039; 5616 3325
Fax: +52 55 5550 6223